Page 42

Instalada esta base de operaciones, los realistas ocuparon las villas de Gualeguaychú y Gualeguay, jurídicamente dependientes de Buenos Aires. A continuación intentaron la toma de los pueblos de Nogoyá y de La Bajada (hoy ciudad de Paraná), pero fueron rechazados por partidas irregulares formadas por los pobladores locales. Michelena permaneció dos meses en Arroyo de la China para alejar de la costa occidental a las partidas patriotas, pero al saber que el coronel Martín Rodríguez con sus húsares se dirigía a la zona, emprendió la retirada hacia la costa sur del río Negro. El 12 de enero Francisco Javier de Elío,

FRANCISCO GURRUCHAGA

había regresado a Montevideo con el título de Virrey del Río de la Plata conferido por el Consejo de Regencia.

Al comunicarlo al gobierno patrio,

éste respondió que tal designación era una ofensa a la razón y al buen sentido. Elío realizó entonces una declaración formal de guerra al ”… rebelde y revolucionario gobierno de Buenos Aires …”, confió la comandancia de Colonia a Vigodet y lo envió a someter a las poblaciones de la Banda Oriental y márgenes del río Uruguay que se habían pronunciado por

la Junta.

Además autorizó

operaciones de corso, cerró nuevamente los puertos orientales a la comunicación con Buenos Aires y se dispuso a reanudar el bloqueo. Entretanto la Junta organizaba una fuerza naval con la misión de proporcionar auxilios a Belgrano y cortar las comunicaciones entre Asunción y Montevideo. Su creación fue obra del diputado por la provincia de Salta Francisco de Gurruchaga, quien reconocía por antecedentes navales el haber presenciado el combate de Trafalgar a bordo del navío Santísima Trinidad, a las órdenes de Cisneros. Afrontando personalmente los gastos que demandaba la empresa, adquirió a particulares cinco buques de distinto tipo, y equipó tres de ellos con artillería que en su mayor parte había sido sacada de circulación por inservible. Se trataba de una goleta, un bergantín y una balandra, que fueron bautizados, Invencible, 25 de Mayo y América.(5) El corsario de origen maltés Juan Bautista Azopardo fue nombrado Teniente Coronel y puesto al mando de la flotilla. Enarboló su bandera en la goleta Invencible, mientras que los otros buques quedaron a cargo respectivamente de los franceses Hipólito Bouchard y Ángel Hubac. Estas naves zarparon de Buenos Aires a fines de febrero de 1811, y luego de diversas recaladas, el 2 de marzo se trabaron en desgraciado combate con una escuadrilla española al mando de Jacinto de Romarate, siendo vencidas y capturadas. Azopardo y parte de sus

42

Profile for Fundación  Histarmar

El Despertar de la Banda Oriental  

Seminario del año 2011

El Despertar de la Banda Oriental  

Seminario del año 2011

Profile for histarmar
Advertisement